viernes, 12 de marzo de 2010

Homenaje a Miguel Hernández

De Marián Raméntol Serratosa  
" Pero creciste Miguel  y lo hiciste besando a los hijos de la sombra"    
 
La poeta es catalana.   Tiene a su haber muchas
millas de poesía, suficiente para que puestos
los versos uno encima de otro lleguen hasta el
mismo cielo.
   Si allí hubiera vida y estuviera Miguel servirían de
escalera para que este poema le llegue directito.

Para conocer a Marian, disfrutar su poesía 
y sus tereques sigan este enlace
http://marianramentol.blogspot.com/

Miguel Armado de Cabras, de tierra áspera
y mirada ávida más allá del barro, llevabas
la palabra a pastorear cielos de estreno,
verdades en carne viva que separarían las aguas
y nada sabías entonces de España,
esa montaña hueca
que secaría sus heces con tus huesos malheridos.


Pero creciste, Miguel, y lo hiciste
besando a los hijos de la sombra,
a los vientres arrastrados por los muslos
de una España que supo de tu lengua sin pan,
lo supo y abrió su boca para verte flotar
como un pez muerto, en un país muerto.


Llevaste de cabeza el verde, no te importó
el remolino del horizonte que amenazaba
chorreante con tragarse tu nombre a pedacitos.
Ay Miguel, demasiada temeridad
para la revolución de las manos
en la embriaguez de una patria ciega
ante la sangre huída.


Miguel de ojos mojados,
tras los barrotes tuberculosos,
escapaste hacia los campos,
te amarraste los pantalones con olivos,
se te llevaron en la equivocación de una España
que desterró la luz y se nevó
cubierta de ataúdes.




Marián Raméntol Serratosa
Monistrol de Montserrat
8 de Enero de 2010

No hay comentarios:

Las Meninas según Hilda

Hilda en las meninas

Mirando al cielo

amarilla de espaldas

Rosas de mamà

rosas de mama