jueves, 9 de octubre de 2008

Cuestión de definición
























Cuestión de definición


Cuando escuchamos la palabra "home" la traducimos automáticamente como "hogar".
En inglés la palabra, por definición y por uso, tiene una carga emotiva intensa y se vincula tanto al principio de la vida como al final. En esa lengua, "home " ("hogar") es por igual el punto de partida como el punto de regreso, un lugar amado donde se derivan y a hacia donde derivan los afectos. Es el lugar que brinda comodidad, seguridad y descanso, es el corazón de algo.
Me gusta esa definición. Es un concepto en movimiento que contiene el pasado y el futuro, el principio y el final. Es el lugar primero, el de origen y luego es el lugar al que llegaremos: es la cuna y la tumba. En ese sentido supera al concepto "hogar", "lugar del fuego", "lugar donde se vive" de nuestra lengua. No encuentro, al menos en los diccionarios de la lengua española consultados, que la palabra "hogar "tenga algo que ver con los regresos. De manera que nuestro hogar está donde esté el fuego, donde se cocine el alimento y donde residamos. Los afectos quedan fuera. Esto hace fácil tener un "hogar". No es tan sencillo tener un "home".
Lo bueno del asunto es que nosotros cuando usamos la palabra "hogar" le damos ese mismo significado que tiene en la lengua inglesa y le agregamos también esa característica de movimiento que le niega el diccionario : es el lugar de origen, es donde estamos cómodos, es donde están los afectos, es el lugar al que queremos volver. Es donde se enciende el fuego y donde se apaga. Es la casa amplia y larga que empieza con la madre y el padre y los hermanos y los tíos y todos los vecinos y los demás y se mueve sigilosa a la casa donde el amor nos hará el milagro de los hijos, donde seremos esposos y esposas, amantes o compañeros, lo que sea y estará dondequiera que estemos mientras exista en nuestro corazón.
El hogar no lo define el diccionario. La palabra se acomoda a la vida y la vida se acomoda a si misma.

Hilda/2006

Las Meninas según Hilda

Hilda en las meninas

Mirando al cielo

amarilla de espaldas

Rosas de mamà

rosas de mama